Análisis urbano

La parcela se sitúa al oeste del pueblo, en una zona totalmente consolidada y colmatada de la trama urbana. Los edificios colindantes tienen un máximo de altura de dos plantas con el uso exclusivo de vivienda. Los edificios conservados (la Iglesia y el Colegio de los Jesuitas) de la parcela donde intervenimos generan actualmente una fachada emblemática hacia las calles de la Herrería y Marqués de Riocabado pese a su mal estado de conservación. Las otras fachadas de la parcela se componen con elementos de escaso valor arquitectónico de modo que surge la necesidad de consolidarlas para dar una cierta unidad a la parcela.

Esta característica del solar nos invita a generar fachadas con cierta singularidad para cualificar las calles colindantes de manera positiva y además nos invita a potenciar las vistas hacia las cubiertas del pueblo desde la planta primera del edificio todo aquel que esté alojado pueda captar las mejores vistas del mismo.

Propuesta

Observamos que en la actualidad la configuración de la parcela y su entorno presentan una solución discontinua, sin tratamiento de conjunto.  Tras un proceso de análisis crítico sobre los elementos preexistentes optamos por conservar las principales edificaciones del antiguo colegio de los Jesuitas, prescindiendo de las piezas que a nuestro juicio resultan menos relevantes y que presentan un excesivo estado de deterioro.

Las intervenciones sobre el cuerpo principal del colegio  y la iglesia consistirán en su limpieza y consolidación. Debido a la obligación de ampliar la superficie construida por las necesidades del programa proponemos un elemento de nueva planta que se diferencie claramente de las piezas existentes y que entran en un diálogo entre ellas que permite potenciar las características positivas de cada una.  Así la ampliación se sitúa en la zona liberada de la parcela.

Consiste en dos piezas de  dos alturas que unidas en el extremo oeste de la parcela que se separan para conectar, una con las galerías de la iglesia (salón de celebraciones) y la otra con el cuerpo principal del colegio. El movimiento de las piezas de ampliación a lo largo de la parcela genera espacios libres dentro de la misma de un gran interés formal y funcional, como son un nuevo patio principal  que se entenderá como un nuevo claustro y  el patio de la piscina que sirve de espacio de de recogimiento y de descanso para los huéspedes.

credits

architect: Tapia + Figueiras Arquitectos  |  team: Marco Tapia López, Carmen Figueiras Lorenzo  |  status: Competition (2010)  |  competition: Hospederia de turismo Fregenal de la Sierra  |  clasification: honour mention  |  visualizer: Studio  |  scale: medium  |  types: hotel, residential  |  views: 6.074

same competition (+2)

ETB Studio | NGNP Arquitectos | Tapia + Figueiras Arquitectos