Matadero de Madrid
1799-JVR-MAD.ES-2014
Architects: João Varela, Hugo Pires
Client: Pladur
Status: Academic Competition (2014)
Location: Madrid, Spain
Coordinates: 40.390955, -3.696968
Climate: Continental, Temperate
Material: Plaster
Environments: Riverside, Urban
Visualizer: Studio
Scale: Large
Types: Cultural, Cultural center

Ejemplo de recuperación, del patrimonio industrial, el matadero Madrid se sitúa en el limite sur de la ciudad de Madrid, se presenta como punto de articulación, de un parque linear (Madrid Rio) que acompaña los márgenes del rio Manzanares, punto que continúa siendo objeto de intervenciones de rehabilitación, del antiguo núcleo del Matadero, en un conjunto de distintos equipamientos, de carácter expositivo, interactivo, y de orden pública, que le permite crear un centro de cultura y arte donde es possible la convivencia y la interacción de una gran variedad de actividades artísticas. El programa sugiere una rehablilitación, de la nave 8 para creación de alojamientos, para artistas (escultores, pintores, escritores, arquitectos…) con posible relación con una área expositiva.

La respuesta al programa surge a través de la introducción de una «caja negra»- espacio expositivo- en el centro de la nave, que se diluye con los ejes estructurales existentes, siendo su uso dependiente de la voluntad de los artistas que pueden optar por exponer ay sus obras, convirtiéndose en un espacio con vida, abierto a la visita de público o en espacio muerto, sin cualquier, utilización, representado por el color negro que lo ayuda a caracterizar y al mismo tiempo intensifica la calidad de las obras, ofreciendo, una mayor facilidad en el control de la luz.

De esta forma es possible dibujar una «promenade» alrededor de la misma, que por su vez, distribuye para la habitación de forma sucesiva y jerárquica- llegada, camino, espacio de convivio, habitación – disfrutando, así, cada habitación de luz y relación con la envolvente.

El dibujo de los espacios de convivencia surgen de formas geométricas simples- cuadrado, círculo, triángulo- todos con la misma área en común, que se cruzan con las ventanas existentes, de forma cuidada. Surge así, en cada piso una composición distinta, siendo que cada uno tiene su propia lenguaje en lo que respecta a la fachada. Estos espacios de convivencia ofrecen aun la posibilidad de abrir y cerrar de forma a tornarlo más público o con mayor comodidad y intimidad.

Las zonas de descanso/trabajo, una vez que son resultado de los espacios sobrantes, presentan una multiplicidad de plantas, no existiendo una igual. En la planta tercera poseen un balcón de forma a atenuar los efectos del sol, causados por las grandes aberturas en la fachada.

Post date: 09/02/2017 | Views: 3.826